martes, julio 11, 2006

LIBROS CONVERSANDO EN LA OSCURIDAD

El crepúsculo continúa su viaje hacia la noche y buscando otros fuegos me refugio en la biblioteca. Allí convivo con centenares de libros que se resisten al orden y que entran en pánico y se esconden cuando ven que me aproximo con cara de querer ordenarlos. Entonces se transforman en un montón de historias con histeria recordando a Borges cuando decía que ordenar la biblioteca es, en el fondo, una manera de hacer crítica literaria.

Tienen razón, porque las pocas veces que hago orden actúo sin piedad. Los que importan acá, cerca y a la vista, los que ya leí y me interesaron, en los estantes de arriba, no tan lejos por si vuelvo a enamorarme y estos otros, mediocres, se van a los estantes de abajo, a llenarse de polvo y olvido.

Pero, intento no hacerlo muy seguido porque cuando busco un libro sin saber exactamente donde está disfruto el placer de viajar por los estantes recorriendo mundos y me voy encontrando con viejos amores o descubro amores posibles que aún no he leído.

Mis libros son locuaces y mienten sin pudor. En los momentos más íntimos conversan de un estante a otro y en ciertas ocasiones se confiesan. Son unas fieras cuando critican, a menudo tienen el mal gusto de citarse a sí mismos y cuando el cinismo les parece conveniente no dudan en sobarse el lomo.

Odian a los blogs y los tildan de chantas e improvisados, aborrecen al ipod video y se preparan para tenderle una emboscada al Zune. De TV prefieren no hablar. Al llegar la oscuridad, cansados ya de tanta paranoia, se instala en ellos la melancolía.

Murmuran historias terribles de los tiempos en que fueron quemados en plena calle y recriminan sin piedad al Libro Blanco, cuyas falsedades se convirtieron en terror y muerte.

Luego comentan con estupor el gesto del poeta Luis Omar Cáceres que por los años treinta, indignado por las erratas de su primer y único libro publicado, quemó en el jardín de su casa todos los ejemplares que logró recuperar.

Desde la segunda fila del estante que está al lado de la ventana “Fahrenheit 451” dice que en sus páginas ha tenido la valentía de denunciar a una sociedad en la que los bomberos queman libros para evitar que las personas puedan pensar por sí mismas. La estantería completa se queda en silencio. Así es que el tal Cáceres, continúa Farenheit, aunque haya dicho que “cuando nada se espera de la vida, algo debe esperarse de la muerte”, no tiene perdón porque a pesar de las erratas tenemos sentido y lo que él tendría que haber hecho es darle duro al editor.

No es para tanto, afirma displicente “Juana de Arco” desde el estante superior lo que desata nuevamente una trifulca, los insultos van y vienen, la batalla se generaliza y, como siempre, todos aprovechan la oportunidad para darle duro al Diccionario acusándolo de glotón y arrogante, de prepotente y autoritario. Mientras tanto, la Enciclopedia mira para el techo tratando de pasar piola.

Más tarde, para no aburrirse, matan las horas fusilando traductores, descuerando prologuistas y denunciando a los apócrifos mientras, recostado en el sillón, simulo dormir y me entero de chismes, pelambres y traiciones.

44 comentarios:

carlos subiabre sierralta dijo...

Hola Góngora.

Excelente.

Estuve bastante rato espiando las conversaciones de mis paredes de libros y estoy ansioso que llegue un nuevo vecino a los apretados estantes. Qué irán a comentar estos deslenguados del reluciente nuevo compañero.

Delirios desde donde terminamos hablando, argumentando, deslumbrando o desilusionándonos.

Un abrazo

Augusto Gongora dijo...

Carlos, que bueno saber que no soy el único que habita en ese territorio misterioso que existe entre la ficción y la realidad.

Sara dijo...

Jajaja me recordo a algun capítulo de Loony Toons (creo o algun otro cartoon), donde los libros se peleaban, "el prisionero de zenda" huia, de "la guerra y la paz" salia un batallón a perseguirlo y hasta "robinson crusoe" desde su isla le disparaba, algo asi como un multi- crossover de libros, es como lo que recuerdo.

Salu2.

idea dijo...

Hace muchos muchos años mi papá tuvo que hacer un viaje de un par de meses y dejo sus adorados libros en sus estantes, con su orden, sus lomos, sus colores esperando su regreso. Mi mamá en un extraño ataque de orden y melancolía decidio que estos tan queridos amigos de su esposo requerian de cuidado y protección especial y no encontró nada mejor que tomarlos y forrarlos TODOS con un papel mural blanco con pequeños garabatos celestes en relieve que le había sobrado de la última remodelación... yo no tenía más de 4 años y la recuerdo afanada en las tardes cortando el duro papel, plegando sus esquinas, calculando sus lomos... jajaja. Para cuando terminó los libros se habian mimetizado perfectamente con las paredes... años después yo saque los forros de muchos de esos libros, incluso después de haberlos ya leído varias veces, descubrí sus lomos, sus portadas, sus colores y nuevamente fueron libres... (como cuando me sacaba el uniforme del colegio)...

vivi dijo...

Por FINNN!!! apareciste...

Que buen relato...yo ya quiziera una biblioteca como esa, por ahora me conformo con los libros que la bibblioteca de mi ciudad me facilita!!!algun día no lejano tendre los mios...

Hace poco tu una buena historia relacionada con los libros y mi biblioteca(te invito a mi blog para saber mas detalles)

Gracias por volver...nos tenias un poquito votaditos y ahora nos vemos o mejor dicho te veo en Hora 25...

andres racz dijo...

Welcome back!!

ingenioso el post, a mi me recordo a Carvallo el detective privado de Vazquez Montalban que cuando llegaba a casa,encendia la chimenea con alguno de los libros de su inmensa biblioteca."Hoy vamos a quemar a los hermanos Karamazov,al otro dia La Critica de la Razon Pura y asi sucesivamente.

Saludos Racz

Jean Luc dijo...

Entre más navego por los mares de tomos y lomos desteñidos, amarillentos… me doy cuenta que están poco lo que eh avanzado…

Saludos “Jean Luc”…

PDT: Mm.… Hora 25 a las 00.00 Hrs. No será Mucho, pero quizás peor es ná!!

Shidi ! dijo...

Qué poético-mágico regreso !
Me acordé del último número de la revista Patrimonio Cultural, donde se cuentan puras historias de bibliotecas. Yo creo que te habrías llevado un premio con este diálogo que lograste robarle a tu biblioteca.
Es como Toy Story, pero Book Story...
un abrazo grande, nos vemos el viernes en hora 25
Shidi !

Augusto Gongora dijo...

Sara, cuando los libros pelean, en la cabeza de uno a veces, es muy pedagógico y sirve para deshacerse de los dogmas que tenemos por allí.

Idea, que bueno que le sacaste el uniforme a los libros porque son precisamente lo contrario, el reino de la libertad.

Vivi, lo que pasa es que me fui de vacaciones y al llegar pagué el precio de mi ausencia y me encontré con una montaña de trabajo, pero ahora ya estoy normal (creo). Te voy a visitar.

Andrés, me acuerdo de Pepe Carvalho, es un tremendo ejercicio ese, ¿qué libro quemo hoy?, algo así como "me cago en la cultura una vez al día". A lo menos.

Jean Luc, ahora vamos los viernes a las 23.45 tirando para las 00.00, yo donde esté doy la batalla con entusiasmo. Gracias.

Shidi, perderme del blog a estas alturas ya me produce cierta angustia así es que estoy feliz de regresar. Gracias, el programa de mañana viernes está buenísimo.

Jorge Enrique Díaz Pérez dijo...

Vaya, como siempre Góngora asertivo, ingenioso, entretenido...

Saludos,

No existe la lontananza... dijo...

ke suerte la de todos de tener tiempo para los libros... yo he dejado en pausa a Elias Canetti, y, como está viejito, no me pide ke lo vuelva a leer. Mi biblioteca es su asilo... Por el contrario, transito entre los "papers" bio-kímico-teóricos.
Una lata.

Katina dijo...

Hola,

Me encantó este post. Alguna vez imaginé cosas así, sobre todo lo del diccionario glotón y arrogante (tuve un pololo con el que jugábamos "al diccionario" y era seco... y sabelotodo... como el dicc).

Igual a veces pasan al olvido... por ejemplo, estuve en la lectura poética de peruanos de la Cineteca (voy a guión ahí los miercóles), vi a Paulina, quise saludarla en el c´ctel, pero siempre estaba muy de anfitriona y no tuve posibilidad... y luego desapareció livianita ya que de repente no la vi... esos poemas, casi todos, no me quedaron dando vueltas...

En cambio a ti ayer en el Normandie, te vi contando algo con tus 3 amigos y eras el alma de la fiesta. Te miré fijo me levantaste la ceja y seguiste hablando... obvio, no era el momento del comercial... ergo, quise esperar... pero estaba full el lugar (n a pena, me encanta ese rest), y nos fuimos.

Si bien los libros me encantan... debo reconocer que los cuentacuentos a viva voz son mucho mejores para mí. No tengo duda que tú eres de los buenos.

Katina

Oye, me gustaría decirte algo, ¿hay algún mail para ello? (el mío es katinaferrer@gmail.com).

Augusto Gongora dijo...

Just a citizen, gracias por la recepción.

No existe la lontananza, es muy poética esa idea, las bibliotecas como asilo de viejos libros.

Katina, yo también juego al diccionario pero no soy muy bueno.

romina dijo...

Mis libros son malévolos. He esperado muchos días para estar de vacaciones y hacer mi casting. Cuando el tiempo me abruma me tiran escupitajos y me insultan porque no los leo; si me hago la dormida, se ponen a chillar más fuerte.Pero ahora que ya estoy de vacaciones se me quedan todos mudos como quien tira la piedra y esconde la mano.
Mañana parto de viaje con mi novio, hacía la elección de nuestro compañero de camino, cuando entró mi hermanito y me preguntó ¿tienes muchos libros?, sí- le dije- pero si se incendia la casa no tendré ninguno- ¿Ninguno?--A lo mejor uno que salve, ¿cuál salvo?- -Éste- (y eligió las confesiones de la monja alferez porque con su tapa roja roooja chirriaba más agudo y profundo que los otros).

Carolonline dijo...

Augusto,hola.
¿y no te encantaría ser más generoso y regalar esos libros del cual mantienes en biblioteca a otros que necesitan y anhelan arrobarse tanto como tu ? y tambien aprenderan y podran valorar estas lecturas tanto o mas como lo han hecho al enriquecer tu vida?
Te hago la sugerencia a modo que seamos pasajeros de livianos equipajes asi en cada estación esos libros compartidos y repartidos en bibliotecas de municipio o de clubes llevaran algo tuyo y del autor;sabe Diós a cuantos enamorarián por leerlos. Y a cada página leída exhalara el nombre de su primer dueño agradeciendo tanta nobleza.
Gratis Cariños para un soñador.

Shidi ! dijo...

Don August, me gustó el regreso de Hora 25, y me pareció también que el programa duró más, lo que no es lo mismo que se me hizo más largo... Es sólo que los programas pre-mundial, parecía que los hacían contra el tiempo (más aún).
salu2
Shidi !

sinseso dijo...

hace poco construimos un librero en la casa y me dí el tiempo para revisarlos, darme cuenta de los muchos que faltan, recordar quien cresta los tiene y fijarme en todos los que no son míos, pero como que parece que ya si, que quieren quedarse.

entonces, agarro un montón y digo que los leeré, entre ellos quedaron primeros en la lista:

"siempre escrito en el agua", de alfonso alcalde;
"aprender a formar niños lectores y escritores", de gloria inostroza, (mi hijo está aprendiendo a leer)
y
"abrir nuevos mundos", de fernando flores y otros, que supongo me ayudará en la definición de una idea que espero concretar.

¡saludos, que lindo post!

Augusto Gongora dijo...

Romina, tus libros son peligrosos, tienes que dormir con la luz prendida, nunca se sabe...

Carolonline, cada cierto tiempo regalo libros, la última vez di 80 a un sindicato, algunos no les gustaron, pero la mayoría sí. Cierto, es bueno andar liviano de equipaje.

Shidi, gracias, ahora nos dieron un poco más de tiempo. Además, estamos contentos, entre la pasada del viernes (23.40 hrs.) y la repetición del sabado (01.10 hrs.)sacamos 19.1 puntos de rating. ¿Quien dijo que a la gente no le interesaba la cultura en TV?

Sinseso, antes leía sólo de a uno y sentía que nunca llegaba a los otros libros, ahora leo varios a la vez y creo que leo más. Gracias.

Shidi ! dijo...

Gracias August por su visita, estoy mirando desde ya... después le cuento cómo me fue...
salu2
Shidi !

nadie dijo...

recuerdas a Omar Cáceres. Mis libros están en comuna, se niegan a ser ordenados, jerarquizados y piden asamblea sobre los estantes. Desde que me separé todo resultó así, se fue todo faulkner (siempre lo digo, es un duelo no resuelto) y quedó lo mío hecho de libros de viejos y tentaciones de cuando tenía pa pagar.

Sigrid dijo...

me recordó el sueño de alguien, ese alguien vivía en una casa antigua llena de libros, esos libros simbolizaban la felicidad, la casa de los libros_la casa de la felicidad. El único dilema que tengo con los libros, es que los escritores nunca pueden ser felices, son tan complicados siempre...

Augusto Gongora dijo...

Nadie, son pinguinos tus libros, ¿quien sería el vocero de todos ellos? Tienes menos libros pero quizá más tiempo para leer. Saludos.

Sigrid, los escritores se complican para que uno sea feliz.

Pablo dijo...

Hola, primera vez de visita aquí, está buenímismo este post... es cierto, los libros hablan, conversan entre sí, pero me hago una pregunta a lo trovador... ¿dónde va la vida de los libros que se cubren de polvo o la vida de esos libros antiguos cuyas páginas están pegadas entre sí y cuando intentas abrirlos por primera vez te das cuenta de que les estás quitando su virginidad, pues nunca nadie los leyó antes?
Yo aún no tengo ninguno de esos dos tipos de libros, aunque he pillado en librerías de viejo libros así como los relato.
Saludos y un gusto, Pablo.

Augusto Gongora dijo...

Pablo, bienvenido, me da la impresión que esos libros son como una especie de niños huérfanos o viejitos abandonados que dan ganas de acoger. Me voy a dar una vuelta por tu blog.

xiao mei dijo...

ja ja ja ja que buen post, me ha gustado mucho.
Mis libros a veces se agrupan por familias y hacen guerras entre los bandos, a momentos todos sienten envidia de todos, pero por lo general critican mucho a aquel que descansa junto a mi mesita de noche "autista" le gritan algunos, otros lo tildan de "complaciente", los hay de aquellos que por complejo dicen que el resto son complicados, hay simples y egolatras.
Lastimeramente para ellos yo soy de las que todos los dias revuelvo mis libros y los ordeno de forma diferente, a veces los agrupo todos segun su autor, otras veces por estilo, por tamaño, por simpatia, por orden de mas leidos a menos...y asi, mis libros solo descansan cuando yo duermo (o por lo menos descansan de mi), amo mis libros por el simple hecho de estar ahi para mi siempre.

saludos y un beso

pobrecitomortal dijo...

para que pensar en tanto orden... si al final el desorden ocurrente al pasar de los tiempos hacen tener la identidad de cada uno y de cada uno de los libros que tengo...

cual es la gracia de ponerse a leer una novela clasica si parece como nueva!!

saludos de la isla de talcahuano

matias dijo...

ayer vi la hora 25. felicitaciones por el programa, muy bueno estubo.

Augusto Gongora dijo...

Xiao mei, comprendo perfectamente a los libros que se ponen celosos con el que está en tu mesita de noche.

Pobrecitomortal, ¿habrá algún orden, alguna coherencia posible cuando hay más de diez libros en un lugar?

Matías, gracias por ver el programa y visitar el blog.

La Libélula dijo...

Simplemente genial, me imaginaba las voces de esos habitantes eternos (por fortuna)de las estanterías de tu biblioteca, voces roncas y sabias de los libros que guardan historias grandes y poderosas, voces ágiles y alegres de novelas y cuentos...

Que vivan entonces por siempre los libros y que jamás sufran la suerte de morir quemados bajo la hoguera de la ignorancia....

Un abrazo, me gustó mucho tu blog!!

Yve
La Libélula

javisanfeliu dijo...

Mis libros libraron una batalla sin tregua ante las series gringas como Sopranos, six feet under, etc. Confieso haberme perdido en ese mar de imágenes, pero he sido recuperado por las huestes de la palabra, gracias a Dios o al Malo, no sé. Pero me he reencontrado con libros que alguna vez compré y no leí, asunto terrible porque los libros botados se organizan mejor que los pinguinos y protestan silenciosamente con sus portadas sobre veladores, estantes y repisas varias. Y te hacen sentir culpable de una sola mirada. Ante eso, no tuve más que volver el ejercicio de dar vuelta páginas. Y confieso felicidad y una cierta tranquilidad ambiente en el hogar.

Ponerse al día es un ejercicio casi tan bueno como los abdominales. Y vaya que se junta grasa en el pensamiento, no dejar que engorde sino que se mantenga vital es mi causa hoy. Acepto incluso recomendaciones.

Y que bueno por mi pieza en Italia, vaya que hay frescos dando vueltas...

Carolonline dijo...

Ultimamente intento desprenderme de aquello que me ha gustado muncho, la verdad a veces, queremos que los demas valoren nuestros tesoros encontrados, asumo que el valor mas grande se me ha cedido cuando lo entrego a otro.
Ahora sobre gustos y disgustos Don Augusto acerca de quien lo recibe es incierto; pero la gracia es el acto .

Augusto Gongora dijo...

La libélula, es interesante la relación que puede haber entre el aspecto del libro y las voz que sugiere.

Sanfeliú, bendita redención. Aunque haya sido promovida por el malo, es bueno. Así sea. P.D. Cuidado, los libros no leídos son lo más vengativo que conozco.

Carolonline, me gusta eso de regalar no los malos o los que sobran sino los libros que a uno lo fascinaron. Eso es un regalo.

aLvAliTrOx dijo...

Qué buena! Ahora que lo pienso, quizás es el murmullo de los libros hablando lo que a veces provoca mis desvelos. Estoy seguro que más de alguno debe hablar muy mal de mí... de los botados que los tengo hoy por hoy, de lo solos que se sienten.
Lo que aún no me queda claro es si cuando alguno se ha roto es porque se autoflagela de pura soledad, o si son los otros los que lo maltratan.

LOS 11 TITULARES dijo...

Augusto qué orgullo seria para un grupo de jóvenes periodistas que nos visites, leas, escuches y comentes!!...te invitamos,

Un abrazo cariñoso y gran admiración

LOS 11 TITULARES
102.5 FM
Lunes a Domingo 14:00 a 15:00 hrs.

Catalina Pimentel dijo...

impactante. definitívamente ahora temo las horas que debí haber pasado de espalda cuando más niña en la biblioteca de mi antiguo hogar.

Augusto Gongora dijo...

Alvalitrox, por estos días se suma otro drama: la puta gotera.

Los 11 titulares, gracias, ya anduve por allá.

Skatalina, me imagino que te observaban con ternura, el tema es que ahora no les des la espalda.

Lurdena dijo...

Soy bibliotecaria así que puedo asegurarte que el chismorreo entre los libros, allí en los metros y metros de estanterías, es tal cual dices tú.
Ah, pero una cosa, los de las filas de abajo, los relegados, son los peores. Cuidado con ellos.
Ojo también con los sectores donde se acumula el polvo y las telarañas, allí suelen formarse las revoluciones. Cosa que no te deseo. Es terrible cuando los libros se amotinan, un síntoma claro de ello que puede servirte para estar alerta es cuando se comienzan a hinchar. Revísalos, verás que tengo razón.

Saludos, excelente blog. Volveré.

LOS 11 TITULARES dijo...

MUCHAS GRACIAS POR TUS COMENTARIOS AUGUSTO, CUANDO ESTIMES PODRIAMOS INVITARTE A NUESTRO PROGRAMA A CONVERSAR DE FÚTBOL. UN ABRAZO, SALVADOR LÓPEZ E.

gentzane dijo...

que genial tu post y asi derrepente cobraron vida los libros y si dejaras que se ordenaran solos

por lo menos no son un elemento decorativo para ambientar tu hogar

por fin encontre tu blog anoche me encanto el programa

hasta que encontre el video de matt

saludos

Eride dijo...

Me gustó el post. De hecho sentí una ligera envidia.
He sido lectora de bibliotecas ajenas, robándome los ejemplares de otros por un rato, como una sanguijuela literaria. Hoy por hoy, añoro repasar las páginas de algunos volúmenes que recuerdo me deslumbraron, pero ya no están a mi alcance. Tendré que esforzarme y formar la mía. Saludos.

vivi dijo...

Me rei mucho con el baile de Diana...imitando a Matt, pero podrias hacerlo tu tambien...como sabes los contratan a los dos,estoy segura que tienes mucho ritmo para baile...

Pasando a otro tema, hasta cuando esta estipulado que dure la temporada de Hora 25???

Augusto Gongora dijo...

Lurdena, gracias por las advertencias, quedé muy preocupado con lo que ocurre entre las telarañas, compré plumero nuevo.

Los 11 titulares, ¿de qué se trata el programa? P.D. ¿no hay ningún reserva?

Gentzane, gracias por ver el programa.

Eride, hay que tener biblioteca, chica o grande, da lo mismo, son una extensión de lo que somos, o de lo que queremos ser.

Vivi, cuando se grabó el baile no pude estar; me salvé, bailo pésimo, aunque hay excepciones. Hora 25 sigue haste el 6 de octubre.

Puta De Plástiko dijo...

Hola señOr de La tv
=)
bueno..llegué a este blog...así de casualidad...buscando algo de información sobre colombina Parra me apareció en Google algo ke escribiste sobre las Kisses
y empezé a leer los comentarios ke dejaban..ke loko no?
aaah...con mi hermana de 9 años veiamos tu programa...a mi papá le decía ke era mi programa favorito
________
bueno escrito
y pasa por mi blog
sería genial
admiradora tuya de verdad
y sólo con 15 años
juju
adiosines saltarines

Anónimo dijo...

hola

lo q acabo de leer me pareció fantástico...
La verdad es q es fascinante como un libro nos cuenta su vida entera, su esencia.

espero hacerme mi blog luego, asi ves tambien lo q escribo y te darás cuenta de q me apasiona escribir
un beso
aora me voy a leer otro mas de tu lista